Rosana


Llegaremos a tiempo


Si te arrancan al niño que llevamos por dentro,
si te quitan la teta y te cambian de cuento,
no te tragues la pena, porque no estamos muertos:
llegaremos a tiempo, llegaremos a tiempo.


Si te anclaran las alas en el muelle del viento,
yo te espero un segundo en la orilla del tiempo,
llegarás cuando vayas más allá del intento:
llegaremos a tiempo, llegaremos a tiempo.


Si te abrazan las paredes, desabrocha el corazón,
no permitas que te anuden la respiración,
no te quedes aguardando a que pinte la ocasión,
que la vida son dos trazos y un borrón.


Tengo miedo que se rompa la esperanza,
que la libertad se quede sin alas,
tengo miedo que haya un día sin mañana,
tengo miedo de que el miedo
te eche un pulso y pueda más,
no te rindas, no te sientes a esperar.


Si robaran el mapa del país de los sueños,
siempre queda el camino que te late por dentro,
si te caes, te levantas; si te arrimas, te espero,
llegaremos a tiempo, llegaremos a tiempo.


Mejor lento que parado, desabrocha el corazón,
no permitas que te anuden la imaginación,
no te quedes aguardando a que pinte la ocasión,
que la vida son dos trazos y un borrón.


Tengo miedo que se rompa la esperanza,
que la libertad se quede sin alas,
tengo miedo que haya un día sin mañana,
tengo miedo de que el miedo
te eche un pulso y pueda más,
no te rindas, no te sientes a esperar.


Sólo pueden contigo si te acabas rindiendo,
si disparan por fuera y te matan por dentro,
llegarás cuando vayas más allá del intento,
llegaremos a tiempo, llegaremos a tiempo.


Sólo pueden contigo si te acabas rindiendo,
si disparan por fuera y te matan por dentro,
llegarás cuando vayas más allá del intento,
llegaremos a tiempo, llegaremos a tiempo.