Dale gracias

Dale gracias a Dios por cada una de las pruebas que te ha permitido enfrentar en las diversas etapas de tu vida. Fueron necesarias para que aprendieras a caminar con fe. No había otra forma...

Dale gracias a Dios por cada una de las evidencias que te ha venido enseñando como una muestra de su asistencia continua en todos aquellos caminos por los que has andado. Solo basta que traigas a tu mente esas evidencias palpables que Él te mostró...

Dale gracias a Dios por cada uno de los milagros que tus ojos han visto cuando has estado en medio de situaciones en las que ya no se podía hacer nada. Situaciones en las que aquellas puertas que estaban completamente cerradas fueron abiertas por Dios...

Dale gracias a Dios por esas oposiciones diversas que permitió, con el propósito de fortalecerte en Él y avanzar contra toda corriente.

No hay duda que has visto y oído a Dios aún en medio de feroces tormentas... Has visto y oído a Dios manifestando su poder en situaciones totalmente contrarias de tu vida. Has visto y oído a Dios, quien a pesar de estar más allá de toda realidad terrenal, está muy cerca de ti.

Has llegado a entender que cuentas con un Dios insustituible, con quien puedes sostener una relación de amor. Has llegado a entender que cuentas con un Dios a quien le debes obediencia radical y servicio incondicional en donde Él te coloque.

¿Verdad que hay motivos más que suficientes para que le des gracias a Dios?