Jimmie Rodgers


Kisses sweeter than wine



Well, when I was a young man never been kissed,
I got to thinkin' it over how much I had missed,
so I got me a girl and I kissed her and then, and then,
oh, lordy, well, I kissed 'er again.

Because she had kisses sweeter than wine,
she had, mmm, mmm, kisses sweeter than wine,
(sweeter than wine).

Well, I asked her to marry and to be my sweet wife,
I told her we'd be so happy for the rest of our life,
I begged and I pleaded like a natural man,
and then, whoops, oh lordy, well, she gave me her hand.

Because she had kisses sweeter than wine,
she had, mmm, mmm, kisses sweeter than wine,
(sweeter than wine).

Well we worked very hard both me and my wife,
workin' hand-in-hand to have a good life,
we had corn in the field and wheat in the bin,
and then, whoops, oh lord, I was the father of twins.

Because she had kisses sweeter than wine,
she had, mmm, mmm, kisses sweeter than wine,
(sweeter than wine).

Well, our children they numbered just about four,
and they all had a sweetheart a'knockin' on the door,
they all got married and they wouldn't hesitate,
I was, whoops, oh lord, the grandfather of eight.

Because she had kisses sweeter than wine,
she had, mmm, mmm, kisses sweeter than wine,
(sweeter than wine).

Well, now that I'm old and I'm a'ready to go,
I get to thinkin' what happened a long time ago,
had a lot of kids, a lot of trouble and pain,
but then, whoops, oh lordy, well, I'd do it all again.

Because she had kisses sweeter than wine,
she had, mmm, kisses sweeter than wine.


Bien, cuando era joven nunca me habían besado,
llegué a pensar sobre cuánto me había perdido,
así que me busqué a una chica y la besé y luego, y luego,
oh, señor, bien, la besé otra vez.

Porque ella tenía besos más dulces que el vino,
ella tenía, mmm, mmm, besos más dulces que el vino,
(más dulces que el vino).

Bueno, le pedí que se casara y fuera mi dulce esposa,
le dije que seríamos felices el resto de nuestra vida,
le rogué y le supliqué y supliqué como cualquier hombre,
y entonces, aleluya, oh señor, bien, ella me dio su mano.

Porque ella tenía besos más dulces que el vino,
ella tenía, mmm, mmm, besos más dulces que el vino,
(más dulces que el vino).

Así que trabajamos muy duro mi esposa y yo,
trabajando mano a mano para tener una buena vida,
tuvimos maíz en el campo y trigo en la despensa,
y entonces, aleluya, oh señor, fui padre de gemelos.

Porque ella tenía besos más dulces que el vino,
ella tenía, mmm, mmm, besos más dulces que el vino,
(más dulces que el vino).

Bueno, tuvimos unos cuatro hijos,
y todos tuvieron algún enamorado llamando a la puerta,
todos se casaron sin dudarlo un momento,
yo fui, aleluya, oh señor, el abuelo de ocho.

Porque ella tenía besos más dulces que el vino,
ella tenía, mmm, mmm, besos más dulces que el vino,
(más dulces que el vino).

Bien, ahora que soy viejo y estoy listo para irme,
tengo que pensar en lo que sucedió hace tanto tiempo,
tuve muchos hijos, muchos problemas y angustia,
pero al final, aleluya, oh señor, bien, lo haría de nuevo.

Porque ella tenía besos más dulces que el vino,
ella tenía, mmm, besos más dulces que el vino.